Ejercicios para aumentar la fuerza

Los ejercicios para aumentar la fuerza se dividen en dos grupos: los dinámicos en los que el músculo cambia su longitud y los isométricos que hacen que el músculo se contraiga sin alterar la longitud.

Cuando tus músculos están débiles puedes tener cierta dificultad para llevar a cabo los quehaceres cotidianos que implican esfuerzo, de igual manera las personas que jamás se han ejercitado sobretodo los músculos del abdomen o la espalda pueden presentar problemas como dolores musculares de espalda o lumbagos.

Pero una persona que comience a realizar ejercicios regulares para fortalecer los músculos, podrá comenzar a llevar a cabo sin dificultades cualquier tipo de actividad que implique cargar, subir, empujar o arrastrar cosas pesadas, además con el tiempo adquirirá la capacidad para dedicarse a una actividad deportiva sin problemas.

Resistencia: Los músculos deben trabajar contra una resistencia superior a la que se enfrentan en sus actividades diarias. Pueden ser pesos libres más o menos pesados, máquinas u otros aparatos para trabajar grupos musculares específicos. También se puede mejorar la fuerza mediante ejercicios que utilicen el propio peso corporal y la acción de la gravedad: abdominales, fondos, dominadas, elevaciones de piernas.

Repeticiones: El ejercicio debe repetirse el número suficiente de veces para producir fatiga muscular.

Intensidad: Una intensidad próxima a la máxima es la que desarrolla la fuerza con mayor rapidez. Se puede modificar la intensidad variando el peso, el número de repeticiones, y/o el tiempo de descanso entre las series. La fuerza se desarrolla aumentando el peso y la resistencia con el número de repeticiones. Se debe procurar evitar realizar un exceso de trabajo para prevenir los dolores musculares o las lesiones.

¿Qué son los ejercicios dinámicos?

Consisten en repetir determinado movimiento de fuerza para lograr tonificar los músculos, aunque pensaríamos que es necesario usar peso para conseguirlo, no es estrictamente necesario utilizarlo, ya que los aparatos modernos emplean diferentes métodos para crear esta fuerza sin peso.

Es importante que a la hora de hacer este tipo de ejercicios los practiques bajo la supervisión de un instructor, quien debe aconsejarte acerca de cuales son los movimientos más convenientes para los grupos musculares específicos y también estará alerta a tus movimientos para evitar lesiones.

Una buena forma de aumentar la fuerza es haciendo pesas ligeras, se debe hacer un movimiento repetitivo levantando pesas ligeras y luego con el tiempo podrás incrementar el peso y también las repeticiones.

¿Qué son los ejercicios isométricos?

Esta clase de ejercicio se realiza con una parte del cuerpo que debe resistir el movimiento de la otra mitad, separando un miembro del cuerpo en contra de la fuerza de gravedad. Son una excelente alternativa para aumentar la fuerza muscular sin usar aparatos, pero no son recomendables para personas hipertensas ya que tienden a subir la tensión.

Las rutinas de abdominales son uno de los ejercicios isométricos más comunes y cada una de sus variantes, fortalecen los músculos de esta zona. Si te gusta hacer abdominales, puedes hacerlos con las rodillas dobladas y llegando con las manos por lo menos hasta la mitad de las pantorrillas y verás como la fuerza en esta zona aumentará.

 

Comments

  1. By mizraim felipe mendoza carlos

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>